lunes, 22 de noviembre de 2010

EL AUTODROMO FUE UNA FIESTA CON POCO PUBLICO

 En una jornada con mucho calor y con un sol a pleno se llevó a cabo la última fecha del autódromo con doble carrera, para coronar los campeones que estaban faltando.

En las motos el título fue para Emanuel Argañaráz a bordo de la yamaha 110 c.c. pudo doblegar al “cazador” Mario Montivero y cerrar un festejo muy merecido.
En tanto en la categoría 850 c.c. std., Ezequiel Granillo se fue con el título bajo el brazo, después de un triunfo inobjetable en la pista, más allá de todo lo que propuso Ariel Nieto.
Con algunas ausencias pero sin denostar el parque la categoría TC 1400c.c., también era motivo de atención cuando las posibilidades estaban para 2 grandes pilotos como Gelanor Martínez y Humberto Manghesi, quedándose el primero con el triunfo de la 8º fecha y el campeonato.
Mientras que otra de las categorías que llegaba con igualdad de puntos era la del TC 47, entre Luis Barrientos y Rody Scidá, el “fotógrafo” Luis Barrientos se vino con un “caño” y fue imparable, marcando la gran diferencia y título para el equipo de Chanín Ríos.
Definido venía el TC Pista Light, con el campeonato anticipado para el Gringo Badino que volvió a ganar las 2 carreras y con la satisfacción de hacer en la 7º fecha el 1 -2 con Alfredo Montivero.
Por otro lado también estaba definido el campeonato en la categoría mayor, TC Pista Riojano, que se vio engrosada con la vuelta del catamarqueño Roberto Gómez y de Adrián Sedán, que se brindaron por el espectáculo.